Stone Giant en Vorterix: el principio de algo

Por Matías Ayerza | 28 de Octubre, 2016

Screen Shot 2018-01-04 at 12.23.37 AM.png

Después de tocar en el Personal Fest, los neoyorquinos dieron anoche un paseo de elite a través de todos los estilos desprendidos del blues rock, con la promesa de dar pasos grandes en la escena argentina. 

Stone Giant sabía que su paso por Argentina tenía que ser aprovechado de esta manera. Lo aprendieron después de tocar en el Lollapalooza y reventar un Niceto al día siguiente, frente un público que recién los conocía. Pero si aquella vez vinieron con el único objetivo de mostrarse –solo pasaron siete meses–, ahora la apuesta fue otra: llamar la atención de una industria argentina ávida de hard rock verdadero, y que tiene en el guitarrista argentino, Sebastián Fernández, una luz de esperanza. 

Con virtuosismo visceral, los neoyorquinos repasaron en Vorterix las canciones de su único disco homónimo, el mismo que masterizaron en Abbey Road y produjeron con Fernando Lodeiro (Paul McCartney, Lady Gaga, Esperanza Spalding, etc). Lo hicieron después de las aperturas de Siamés y de los ascendentes L.E.M.A.N.S., que tienen en su frontman –La Piwa- a un carisma performático puesto al servicio de sólidas canciones de rock. 

Abrieron con Wolf, una entrada agresiva y catártica sostenida por el riff de la Gibson SG y el guiño inconsciente a Yer Blues, de los Beatles. Porque las raíces de su estilo están desperdigadas por todas las décadas. La esencia blusera es aprehensible y Sebastián Fernández lo grita en Wizard, mientras Joao Noguerialo reafirma con esos colchones pesados de teclados en los que uno no termina de recostarse, porque enseguida se produce la descarga progresiva. Desde el concepto es una canción que mide la talla de Stone Giant: groove, distorsión y la base rítmica perfecta de Pedro Zappa –bajo- y Pepe Hidalgo –batería-. 
Enseguida vino The Cave, su hit en Spotify con 232 mil reproducciones. Si aprender a acumular energía es una unidad entera dentro del manual del blues, Stone Giant promocionó la materia. Lo sostuvieron con otras piezas como L.D.G., The Groove o Evil Son.

 

Además de temas del álbum, probaron canciones nuevas como On My Way –con destino de hit- y Nasty. La relación que está construyendo Sebastián Fernández con su público compatriota tuvo la celebración hacia el final, cuando el guitarrista bajó al escenario a abrazarse con su gente mientras sus laderos improvisaban una base descollante. 

La gira de Stone Giant por Argentina sigue hoy con el show en el Studio Theatrede Córdoba y el 29 en Elvis, Río Cuarto.

Link: http://www.billboard.com.ar/noticia/1497/stone-giant-en-vorterix-el-principio-de-algo